Seleccionar página

Inicio Recetas Desayuno Guiso de desayuno bajo en carbohidratos Por Anjali Shah en Esta publicación puede contener enlaces de afiliados. Como asociado de Amazon, gano con las compras que califican. Por favor, lea mi divulgación. Compartir esto: Saltar a Receta Saltar a Video Imprimir Receta

¡Esta cazuela de desayuno vegetariana baja en carbohidratos está llena de proteínas, sabores sabrosos e ingredientes fáciles que te encantarán! Hecha con huevos esponjosos, pimientos verdes y rojos, espinacas, champiñones y dos tipos diferentes de quesos, esta receta fácil para el desayuno es la mejor que existe. ¡Prepare este desayuno saludable y bajo en carbohidratos apto para niños en cualquier momento de la semana para servir a toda la familia!

Perfecta para las mañanas ocupadas, esta cazuela de desayuno baja en carbohidratos es tan deliciosa, fácil de preparar y es súper rica y cursi gracias a la adición de queso feta cremoso y queso cheddar fuerte. Este desayuno cetogénico es ideal para cuando necesites inspiración para nuevos desayunos bajos en carbohidratos. Una de las principales razones por las que me encanta esta receta es porque es tan versátil que puedes cambiar las verduras y personalizarla como quieras.

Último video de recetas!

Toda la familia disfrutará de esta cazuela de desayuno fácil y saludable. Los huevos se baten con crema de leche para proporcionar cremosidad y esponjosidad adicionales a la mezcla de huevo y se vierten sobre una colorida variedad de vegetales nutritivos para crear una de las mejores recetas de desayuno cetogénico.

¡Guarde esta receta si está buscando nuevas ideas de desayuno cetogénico que solo tengan unos minutos de tiempo de preparación! Hecho con ingredientes simples, ¡querrás hacer esta receta una y otra vez porque es tan deliciosa y cursi! Esta cacerola se convertirá en tu opción para esas mañanas en las que quieres algo abundante y cálido.

Tabla de contenido ocultar Por qué funciona esta receta ¿Cuáles son algunos alimentos sin carbohidratos? Ingredientes Variaciones Instrucciones Preguntas frecuentes sobre recetas Consejos de expertos ¡Recetas más fáciles y bajas en carbohidratos! Tarjeta de receta

Por qué funciona esta receta

  • Solo 3 gramos de carbohidratos netos por porción, excelente para una dieta cetogénica o una dieta baja en carbohidratos
  • Receta fácil de desayuno bajo en carbohidratos, excelente para preparar comidas
  • Solo se necesita una cacerola para una fácil limpieza.
  • ¡Las sobras saben aún mejor a la mañana siguiente!
  • familiar
  • Amigable para niños
  • Genial en cualquier momento del año, o para alimentar a una multitud durante las vacaciones (¡especialmente el Día de Acción de Gracias y la mañana de Navidad!)
  • Súper saludable
  • Sin gluten
  • Apto para vegetarianos
  • ¡La mejor receta de cazuela de desayuno baja en carbohidratos!

¿Cuáles son algunos alimentos sin carbohidratos?

Afortunadamente, existen muchas opciones de alimentos que te llenan y son bajos en carbohidratos. Los huevos, el queso, las carnes y las verduras sin almidón como los pimientos, el brócoli, las judías verdes, la berenjena, el brócoli, la coliflor, los espárragos y otras verduras de hoja verde son excelentes opciones para una dieta baja en carbohidratos. También puede disfrutar de diferentes tipos de nueces, semillas y aceites.

Ingredientes

¡Encuentre fácilmente estos ingredientes en su supermercado local la próxima vez que esté allí!

  • Aceite: Para esta receta, uso aceite líquido y en aerosol para cocinar las verduras y cubrir la fuente para hornear para que la cacerola no se pegue. Siéntase libre de usar aceite de oliva u otros tipos de aceites de cocina neutros como coco, aguacate, etc.
  • Cebollas rojas y ajo: Se saltean una cebolla roja finamente picada más dos dientes de ajo para darle a esta receta un sabor extra. Si no tienes ajo fresco, puedes usar ajo en polvo. También puedes usar cebollas amarillas o blancas.
  • Pimientos: Necesitarás pimientos verdes y pimientos rojos.
  • Champiñones: Los champiñones son versátiles, de sabor neutro y una excelente manera de agregar proteínas adicionales a esta receta de cazuela de desayuno cetogénico.
  • Huevos grandes: ¡Estos son el ingrediente clave para unir esta cacerola de huevo!
  • Crema: La crema espesa para batir se mezcla con los huevos para permitir que la cacerola sea más densa y rica. Si bien puede usar leche entera o incluso leche baja en grasa, sin la crema espesa, la cacerola no será tan rica.
  • Condimento: ¡Aquí solo se usan sal simple y pimienta negra! Para darle más sabor, puede agregar hojuelas de pimiento rojo encima de la cacerola antes de hornear.
  • Espinacas: Siéntase libre de usar espinacas congeladas o frescas. Si está usando espinacas congeladas, solo asegúrese de que estén descongeladas antes de usarlas o, de lo contrario, todo el líquido se filtrará en la cacerola mientras se hornea.
  • Queso: ¡El queso cheddar y el queso feta se mezclan para crear la mejor cazuela de huevo y queso! Ralle su propio queso cheddar o use el tipo previamente rallado.

variaciones

  • Proteína adicional: para que sea apto para vegetarianos, puede agregar un poco de salchicha picante a base de plantas o salchicha para el desayuno a esta receta de una cazuela de salchichas para el desayuno. ¡Solo cocina la mezcla de salchichas con la cebolla y los pimientos! Si come carne, puede agregar salchichas italianas regulares para hacer una cazuela de salchichas cetogénicas.
  • Crema: en lugar de crema espesa, siéntase libre de usar cualquier tipo de leche entera, leche baja en grasa o mitad y mitad.
  • Queso: ¡En lugar de queso cheddar o feta, siéntase libre de usar sus tipos favoritos de quesos como Pepper Jack, mozzarella, requesón y su elección de queso cheddar!
  • Picante: cubra esta receta de cazuela con su salsa picante favorita o pimiento rojo triturado justo antes de servir para agregar un poco más de calor.
  • Guarnición: antes de servir, adorne esta sencilla cazuela de desayuno baja en carbohidratos con cebollas verdes recién cortadas o perejil recién picado. ¡Mmm!
  • Panecillos de huevo: Para los panecillos de huevo para el desayuno, siga la receta como se indica, pero transfiera la mezcla de huevo a un molde para panecillos de 12 tazas engrasado. Precaliente el horno a 350 grados Fahrenheit y hornee los muffins durante 15 a 20 minutos.

Instrucciones

¡Asegúrese de leer la tarjeta de recetas para conocer las medidas e instrucciones completas!

Verduras salteadas: Primero, precaliente el horno a 340 grados Fahrenheit. Caliente el aceite en una sartén grande a fuego medio, luego agregue la cebolla picada. Cocine durante dos o tres minutos o hasta que esté transparente. ¡Cuidado con que no se queme la cebolla! A continuación, agregue el ajo, los pimientos y los champiñones. Cocine hasta que todas las verduras estén blandas y retírelas del fuego.

Mezcle los huevos: en un tazón grande, mezcle los huevos, la crema, la sal y la pimienta. Mezclar hasta que todo esté completamente combinado.

Transfiera a una fuente para hornear: engrase una fuente para horno de 711 pulgadas con spray antiadherente para que los huevos no se peguen a los lados. Drene el exceso de líquidos de las verduras cocidas y extienda una capa uniforme en el fondo del plato.

Capa: A continuación, coloque las espinacas congeladas o descongeladas sobre las verduras y vierta la mezcla de huevo sobre ellas.

Hornear: cubra los huevos con queso feta y queso cheddar. Luego, hornea esta sencilla cazuela cetogénica para el desayuno en el horno precalentado durante 30-45 minutos hasta que esté completamente cocida. El centro no debe poder moverse cuando se agita y el color de la cacerola debe ser marrón dorado.

Servir: Retire la cacerola del horno y deje que se enfríe durante diez minutos. Corta la cazuela en 12 porciones individuales y ¡disfruta!

Preguntas frecuentes sobre recetas

¿La dieta cetogénica recomienda el desayuno?

¡Sí! El desayuno es súper importante y una excelente manera de llenarse de proteínas y energía para el día. ¡Esta sencilla cazuela de desayuno es una excelente opción, los huevos tienen un alto contenido de proteínas y se pueden cocinar de muchas maneras diferentes!

¿Cómo evito los carbohidratos en el desayuno? ¿Cuántos carbohidratos hay en una cazuela de desayuno?

La forma más fácil de evitar los carbohidratos en el desayuno es comer una comida rica en proteínas que contenga vegetales frescos y sin almidón (¡como este huevo horneado cetogénico!) Los huevos, los lácteos, las carnes, las nueces y las verduras deben ser los componentes clave de cualquier comida baja desayuno de carbohidratos Evita los azúcares y el pan. Si necesita un edulcorante, use extracto de fruta de monje o stevia.

Esta cazuela de huevo baja en carbohidratos tiene solo 3 gramos de carbohidratos netos por porción, ¡lo que la hace perfecta para un desayuno cetogénico!

¿Qué va bien con esta cazuela de desayuno cetogénica?

Me gusta servir guisos de desayuno bajos en carbohidratos con batidos ricos en fibra, ensaladas y otras recetas favoritas para el desayuno para untar más. ¡También puedes servirlo con una pequeña porción de fruta para los niños!

¿Cómo se almacena esta cazuela de huevo keto?

Refrigerador: Guarde las sobras de esta cacerola en un recipiente hermético en el refrigerador hasta por cuatro días.

Congelador: Congele esta cacerola colocando las piezas individuales en una envoltura de saran, una envoltura de plástico o en recipientes aptos para el congelador y guárdelas en el congelador hasta por tres meses.

Recalentar: cuando se caliente congelado, permita que este plato se descongele durante la noche en el refrigerador, luego vuelva a calentar al día siguiente en un horno precalentado a 350 grados F durante unos 15 minutos.

Consejos de expertos

  • Asegúrese de escurrir las verduras antes de usarlas en la cacerola para que no se pongan demasiado aguadas.
  • Asegúrese de rociar el plato con aceite para asegurarse de que esta cacerola de desayuno baja en carbohidratos se pueda quitar fácilmente del plato.
  • Siéntase libre de usar mantequilla o aceite en lugar de spray antiadherente.
  • Compre queso feta desmenuzado o desmenuce su propio bloque de queso feta. Recomiendo encarecidamente que triture su queso cheddar usted mismo en lugar de comprar el tipo previamente rallado. ¡Tendrá mucho más sabor!
  • La nata para montar espesa se puede sustituir por nata entera/leche entera o mitad y mitad. Usar crema producirá una cacerola más rica y densa.

¡Más recetas fáciles bajas en carbohidratos!

  • Barcos de pizza de calabacín
  • Salsa Keto Marinara
  • Lasaña vegetariana de calabacín
  • Espárragos al horno con queso
  • Freidora de aire Coles de Bruselas

Si ha probado esta receta, califíquela y hágame saber cómo resultó en los comentarios a continuación.

¡También puedes SEGUIRME en FACEBOOK, TWITTER, INSTAGRAM y PINTEREST para ver más comida deliciosa, saludable y familiar!

Tarjeta de receta

Imprimir Receta 5 de 7 votos

Cazuela de desayuno baja en carbohidratos

¡Esta cazuela de desayuno vegetariana baja en carbohidratos está llena de proteínas, sabores sabrosos e ingredientes fáciles que te encantarán! Hecha con huevos esponjosos, pimientos verdes y rojos, espinacas, champiñones y dos tipos diferentes de quesos, ¡esta receta fácil para el desayuno es la mejor! Tiempo de preparación 10 minutos Tiempo de cocción 45 minutos Tiempo total 55 minutos Curso: Desayuno, Brunch Cocina: Estadounidense Dieta: Diabético, Sin gluten, Vegetariana Porciones: 12 porciones Calorías: 185 kcal Autor: Anjali Shah

Ingredientes

  • 2 dientes de ajo machacados
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • cebolla roja finamente picada
  • 1 pimiento verde cortado en cubitos
  • 1 pimiento rojo cortado en cubitos
  • 8 champiñones en rodajas o en cubitos
  • 8 huevos
  • taza de crema batida espesa o mitad y mitad o leche entera
  • 8 onzas de espinacas congeladas descongeladas
  • 5 onzas de queso cheddar rallado
  • 4 onzas de queso feta desmenuzado
  • sal y pimienta para probar
  • hojuelas de chile rojo opcionales, ¡para más especias!

Equipo

  • Tazas y cucharas medidoras
  • Sartén antiadherente grande
  • Batidor
  • Cuchillo del cocinero
  • tabla de cortar
  • tazón para mezclar
  • Cacerola

Instrucciones

  • Precaliente el horno a 340 grados Fahrenheit. Caliente el aceite en una sartén a fuego medio, luego agregue la cebolla picada. Cocine durante dos o tres minutos o hasta que esté transparente. ¡Cuidado con que no se queme la cebolla!
  • Agregue el ajo machacado, los pimientos y los champiñones en rodajas. Cocine hasta que todas las verduras estén blandas y retírelas del fuego.
  • En un tazón, mezcle los huevos, la crema, la sal y la pimienta. Mezclar hasta que todo esté completamente combinado.
  • Engrase una cacerola de 711 pulgadas con spray antiadherente para que los huevos no se peguen a los lados. Drene el exceso de líquidos de las verduras cocidas y extienda una capa uniforme en el fondo del plato.
  • A continuación, coloque las espinacas congeladas y descongeladas sobre las verduras y vierta la mezcla de huevo sobre ellas. Cubra los huevos con queso feta y queso cheddar.
  • Hornee la cacerola en el horno precalentado durante 30-45 minutos hasta que esté completamente cocida. El centro no debe poder moverse cuando se agita y el color de la cacerola debe ser ligeramente dorado.
  • Retire la cacerola del horno y deje que se enfríe durante diez minutos antes de servir. ¡Corta la cacerola en 12 piezas individuales y disfruta!

Video

https://youtu.be/GPdWqh9ElfA

notas

Almacenamiento en el refrigerador: Guarde las sobras de esta cacerola en un recipiente hermético en el refrigerador hasta por cuatro días. Congelador: Congele esta cacerola colocando las piezas individuales en papel film, plástico o recipientes aptos para congelador y guárdelos en el congelador hasta por tres meses. Descongele en el refrigerador durante la noche y luego vuelva a calentar en el horno a 350 grados hasta que se caliente antes de servir. Puntas

  • Asegúrese de escurrir las verduras antes de usarlas en la cacerola para que no se pongan demasiado aguadas.
  • Asegúrese de rociar el plato con aceite para que la cacerola se pueda quitar fácilmente del plato.
  • Siéntase libre de usar mantequilla o aceite de oliva en lugar de spray antiadherente.
  • Compre queso feta desmenuzado o desmenuce su propio bloque de queso feta.
  • La nata para montar espesa se puede sustituir por nata entera/leche entera o mitad y mitad. Usar crema producirá una cacerola más rica y densa.

Nutrición

Porción: 1 pieza | Calorías: 185 kcal | Carbohidratos: 4 g | Proteína: 10 g | Grasa: 15 g | Grasa saturada: 7 g | Grasa poliinsaturada: 1 g | Grasa monoinsaturada: 5 g | Grasas trans: 1 g | Colesterol: 144 mg | Sodio: 240 mg | Potasio: 220 mg | Fibra: 1 g | Azúcar: 2 g

Video: